En los últimos meses ha habido cambios importantes en mi vida. Los que me siguen en redes sociales sabrán que a comienzos de este año fui aceptado como parte del programa de Microsoft Learn Student Ambassadors (por cierto, si te interesa ser parte del programa, ponte en contacto conmigo y procuraré ayudarte en la medida de lo posible), y hace una semana aproximadamente alcancé el hito de Beta dentro del programa.

Pero este post no es para comentar sobre eso. Menciono lo anterior porque dentro del programa hay un evento: el Student Ambassador Summit. Este año debido a las condiciones sanitarias de las que todo mundo ya debe ser consciente, el evento fue realizado en modalidad virtual. Dentro del evento, la primera charla la dio Scott Hanselman, y se tituló Mentorship, Sponsorship, and Storytelling. Primero que nada mencionar lo agradablemente impresionado que quedé con el estilo de su charla, definitivamente no es lo que esperas de un keynote speaker.

En fin, no quiero dar un resumen de su plática, sino resaltar una idea que me dejó muy presente: la utilidad de tener un blog. Rescato la idea de que un blog no debe ser para enseñar python (por decir algo) pues ya hay mucho contenido en la red sobre eso. Lo que quiero hacer con este blog es crear un espacio en donde comparto esas pequeñas cosas que descubro y tal vez no están tan bien documentadas en internet. O probablemente puedo compartir un conocimiento muy nicho, pero si hay al menos un par de personas que pueden encontrar mi contenido útil, quiero poder ser de ayuda y dejar este contenido público para ellos.

Y aunado a lo anterior, veo igual de importante la constancia. No es difícil ver que si logro escribir al menos 2 posts a la semana, al finalizar el año tendré más de 100 ideas nuevas que habré compartido. Tras un par de años este sitio web será bastante rico en contenido. Actualmente estoy en un punto de mi vida en el que procuro pasar menos tiempo en la computadora si me es posible (las clases en línea me consumen mucho tiempo productivo frente al monitor), pero tal vez 1-2 posts a la semana sea algo viable, dependiendo de la longitud del contenido que publique.

Entonces, ese es mi nuevo propósito. Habrán posts que imagino tendrán gran utilidad y buena recepción, así como habrán otros que tal vez no le interesen a nadie más que a mi mismo como probablemente es el caso de este texto. Pero de cualquier manera, necesito construirme este hábito de escribir y este será mi medio.

Aprovecho la ocasión para escribir un poco sobre los retos a nivel técnico que se vienen con el blog. Primero que nada me decidí por hacer un fork del tema que estaba usando antes, debido a algunos cambios que se implementaron y no me gustaron, así lo mantengo a mi gusto. Lo decidí nombrar Hello Amigo (el original se llamaba Hello Friend) y aquí está su repositorio. También voy a mejorar la parte de CI/CD puesto que hasta ahora lo he hecho manual, lo cuál será bastante incómodo si me vuelvo tan constante como espero. Probablemente en otra entrada escriba sobre los detalles técnicos del blog, pero en realidad es algo bastante simple, he decidido no usar nada muy elaborado.

Además, me es grato informarles que puede haber contenido interesante próximamente. Tengo planeado involucrarme un poco más en charlas y conferencias, probablemente impartir algunas yo. Y por ello mismo estoy interactuando con más comunidades, probando tecnologías no tan mainstream y aprendiendo algunos temas que pueden encontrar interesantes. Lo que espero poder compartir más pronto estará relacionado al cómputo cuántico, entonces estén atentos.

Te recuerdo que puedes mantenerte informado sobre el contenido que publico usando mi feed RSS. No sé qué tan old-school es usar RSS, pero es una buena tecnología a mi parecer. Además tal vez eventualmente habra una lista de correos para avisar de mi contenido, pero por el momento hay varias redes sociales en las que puedes seguirme (las encuentras en la sección Sobre mí).

Ese es mi informe por ahora.